Agitando los tambores de guerra

El gusto del pueblo judío por agitar los tambores de guerra para que los gentiles les saquen las castañas del fuego atacando a sus enemigos es bien conocido. El caso de Irán es solo el último de una serie demasiado larga.

El “boliviano” José Brechner hace este un ejercicio de santa indignación moral conmovedor: La guerra con Irán y su repercusión en América Latina.

El artículo empieza como Grifith decía que deben empezar las películas, con un terremoto, para continuar in crescendo:

La agresión iraní contra el mundo está en un punto sin retorno. Si Occidente no se defiende ahora, la guerra con los ayatolas será nuclear.

¿Irán a punto de declararle la guerra al mundo? ¿“Occidente” tiene que “defenderse” ahora?. Si está en guerra contra el  mundo, Rusia, india y China deberían sumarse, no solo Occidente, a esa “defensa” que visto lo visto apunta a un ataque preventivo. La idea de una guerra nuclear de Irán contra el mundo es ya el no va mas. Por cierto, llevan ya diciendo diez años que Irán tendrá armas nucleares en dos años.

A Jerusalén, le conviene que la guerra se dé en este momento, pues con la debilitante descomposición o recomposición interna que sufren Egipto, Siria, Libia, es dudoso que los árabes quieran inmiscuirse en este revuelo.

Si a Jerusalén le conviene ahora que tome la iniciativa ¿porqué habría de arrastrarnos?

En un inapropiado nivel militar, algunos jefes del ejército norteamericano, sorpresivamente están adoptando posiciones acordes con las ansias políticas de Obama de demorar el duelo.

El Presidente es el jefe de las fuerzas armadas norteamericanas. Estaría bueno que los militares tomaran iniciativas por su cuenta. Hasta la guerra de Corea, solo el Congreso podía tomar la decisión de ir a la guerra. ¿Por qué se considerará este bolivianos autorizado a comentar en estos términos sobre la política de los EE. UU.?

En contraposición a lo que dijeron hasta ahora: que Irán está a un paso de convertirse en una amenaza nuclear, indicaron que todavía les falta uno o dos años más para lograrlo. Perorata ésta que venimos escuchando hace cinco años.

Pues eso, perorata.

Israel, cuya existencia se encuentra en juego, no puede darse el lujo de someterse a las especulaciones o intereses ajenos.

Por primera vez, Israel precisa del apoyo físico norteamericano, mas nada indica que la Casa Blanca asuma decididamente su obligación de aliado, aunque repite que todas las opciones están en el tapete y la Quinta Flota se encuentra a un salto de Teherán.

Israel no puede someterse a intereses ajenos, los EE. UUL tiene que hacerlo, a los intereses de Israel. “Obligaciones de aliado”.

Sigue la advertencia de que Irán podría instalar misiles nucleares en Venezuela… y bla, bla, bla.

Brechner pone su granito de arena en acoso a su “aliado”. En el ámbito oficial, las presiones son de tal calibre el senador McCain, candidato a la presidencia que se enfrentó a Obama, da la razón al Primer Ministro isrelí, desautorizando a los militares norteamericanos: McCain sides with Netanyahu against top US general. En otros tiempos a un individuo así se le llamaba traidor.

Responding to US Joint Chiefs of Staff Chairman General Martin Dempsey’s reasoning that a strike on Iran would be “destabilizing” for peace talks and “not prudent” for America’s efforts, PM Binyamin Netanyahu critiqued the respected military official this week as unwilling to aid the allied Israel. Dempsey’s comments, said the prime minister, “served the Iranians” and would only worsen international relations when all parties are attempting a resolution for the conflict.

Siding separately from Dempsey, McCain told reporters in Jerusalem on Tuesday that “There should be no daylight between America and Israel in our assessment of the [Iranian] threat.” “Unfortunately there clearly is some,” added the Senator.

Este es McCain pidiendo que se bombardee Irán:

Encima se cree gracioso.

Dos avisos para navegantes:

 “Un ataque israelí a Iran crearía un desastre.” — Zbigniew Brzezinski

“El Golfo Persico se converitría en un campo de la muerte… las aguas se volvería riojas de sangre americana” —Mark Gaffney.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en guerras y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s