Para la comunidad judía el nuevo Papa es un rabino más

A lo largo de los años, Bergoglio no ocultó su cariño y su cercanía con el pueblo judío. En broma, mezcla de cariño y admiración, muchos feligreses de los templos que frecuentaba para las Altas Fiestas (Rosh HaShaná, Iom Kipppur) y para Janucá (que suele coincidir con Navidad) lo llamaban “el rabino Bergoglio”. Belgrano, se sabe, alberga la mayor concentración de sinagogas del país.

Dos de ellas lo tuvieron a Bergoglio como asiduo visitante. Una, NCI Emanu-el, en la calle Arcos; la otra, Benei Tikvá, en la calle Vidal. El Gran Templo de la calle Libertad también lo tuvo como concurrente obligado en los festejos del Año Nuevo judío y el Día del Perdón. En la última celebración de Janucá, la Fiesta de las Luminarias (en la que se encienden velas de un candelabro de nueve brazos para recordar un milagro que tiene que ver con la luz), Bergoglio, flanqueado por los rabinos Sergio Bergman y Ale Avruj, fue invitado a encender la vela correspondiente al quinto día del festejo.”Janucá se une en un símbolo con la Navidad y es el símbolo de la luz, ya que en el relato del nacimiento de Jesús, los ángeles anunciaban la presencia de la luz, o sea que la luz está en ambas fiestas.

Fuente.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en judaizacion catolica. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s